Definición

Una Puerta Corredera tipo Cancela, es una puerta deslizante, cuya hoja se desplaza horizontalmente por la guía, que está situada en un cerramiento o vallado perimetral.

Componentes principales

Los componentes principales de una Puerta Corredera tipo Cancela son:

  • Hoja: parte móvil de la puerta compuesta normalmente por unos perfiles metálicos que hacen de bastidor y un o unos elementos de relleno que pueden estar formados por paneles (ciegos o perforados), perfiles secundarios, ….
  • Guía: elemento colocado en el suelo que guía y soporta la hoja de la puerta.
  • Rueda: elemento de guía colocado en la parte inferior de la hoja apoyada sobre la guía que hace que el desplazamiento de la hoja siga la línea marcada por esta.
  • Patín: elemento de guía colocado en la parte superior que impide el vuelco de la hoja y guía su desplazamiento.
  • Soporte guiado superior: pilar, ménsula, pórtico o castillete que sujetan los patines, también puede servir de soporte de otros elementos, como el motor o sistemas de seguridad.

Otros componentes

También hay una serie de complementos opcionales que puede llevar una Puerta Corredera tipo Cancela:

  • Portillo (Puerta peatonal): puerta incorporada en la hoja de la puerta que permite sólo el paso de peatones.
  • Motor: máquina, normalmente eléctrica, capaz de desplazar la hoja para abrir y cerrar la puerta.
  • Cremallera: elemento lineal dentado colocado en la hoja y engranado con la corona del motor, para que, al girar esta, se produzca el desplazamiento de la hoja.
  • Dispositivo de control: cuadro de mando que controla el sistema de activación del motor, también, según los casos, se puede activar por radiofrecuencia mediante un mando a distancia (control sin hilo), o cualquier otro sistema alternativo como lazos magnéticos, radares volumétricos o control de accesos.

Elementos de seguridad de las puertas correderas tipo cancela

Las Puertas Industriales tienen que cumplir los requisitos mínimos de seguridad siguiendo la norma de producto EN 13241 (armonizada según el Reglamento de Productos de Construcción y la Directiva de Máquinas). Los principales elementos de seguridad que puede llevar una Puerta Corredera tipo Cancela son:

  • Dispositivo de fin de recorrido: tope mecánico que impide que la hoja de la puerta pueda salirse de la guía. Puede haber de dos tipos, una para el borde secundario de cierre y otro para el borde principal de cierre, este último, además puede tener la función de dar estabilidad a la hoja cuando la puerta está en posición cerrada.
  • Borde sensible: banda de seguridad que puede ir colocada en el borde principal de cierre, para evitar el aplastamiento y atrapamiento, y, también en las partes fijas (cerramiento perimetral, soporte de guiado superior), para evitar el cizallamiento de dedos o manos.
  • Fotocélulas: detector de presencia que permite detectar si hay situado un obstáculo junto a la puerta y que envía una señal al sistema de mando de las puertas motorizadas para evitar que el desplazamiento de la hoja golpee a este objeto. Las fotocélulas pueden ir colocadas en el lado interior, en el exterior o en ambos.
  • Microinterruptor de seguridad en puerta peatonal: Sistema que impide que se desplace la hoja de una puerta motorizada cuando la puerta peatonal no está completamente cerrada.
  • Lazo magnético: circuito de inducción que detecta la presencia de vehículos a uno u otro lado de la puerta (según donde esté colocado) e impide que entren en contacto con el borde principal de cierre. También se puede utilizar para un sistema de maniobra automática de control por detección.
  • Sistema de señalización: sistema de aviso para mejorar la seguridad en las operaciones de aproximación del vehículo. Podemos distinguir dos tipos de sistemas:
    • Visual (semáforos, intermitencias y/o rotativos)
    • Acústico (bocinas)